Usuario:
Contraseña:

He olvidado mi contraseña



ZONA AUDIOVISUAL

Video 176 (Zonas de responsabilidad): El árbitro de cabeza interviene en una jugada en la que no puede hacerlo, ya que carece de ventana. Esta situación es responsabilidad única del árbitro de cola, que una vez que el atacante arranca hacia el centro de la zona, es el único con ventana para poder valorar la acción, ya que el árbitro de cabeza sólo tiene espaldas. Este es un ejemplo de un error que comete el árbitro por intervenir donde no le corresponde.
Zonas de responsabilidad


· Video 282: Ejemplo de jugada en la que el árbitro falla por sancionar donde no le corresponde. Solo el árbitro de cola puede valorar la situación de empujón-simulación, ya que es el único que puede controlar el espacio entre jugadores y por tanto la intensidad del contacto que se produce. De no haber sancionado el árbitro de cabeza la falta, el árbitro de cola debería avisar de simulación.

· Video 255: Jugada de transición donde se produce un contacto y ambos árbitros sancionan. Es necesario tener clara la correcta división de responsabilidades en estos casos, siendo el responsable de sancionar este contacto el nuevo árbitro de cabeza que es el que tiene ventana para valorar la acción. El árbitro de cola sanciona por intuición, por el gesto, ya que en ningún caso puede ver el contacto que se produce. Por tanto, sólo el árbitro de cabeza debería haber intervenido.

· Video 248: Ejemplo donde el árbitro de cabeza fuerza una doble pitada sancionando una acción donde sólo ve espaldas. Situación clara para que valore el árbitro de cola, ya que cualquier pitada que realice cabeza será por intuición. Si un árbitro no puede ver el espacio entre defensor y atacante (ventana), nunca debe sancionar.

· Video 247: Ejemplo claro de situación donde el árbitro de cabeza no tiene que intervenir en ningún caso. El árbitro en esta situación no puede ver la ventana entre atacante y defensor, viendo sólo la espalda de este último, por lo que debe dejar que sea el árbitro de cola el que valore la acción. Si el árbitro de cabeza entra a pitar este tipo de acciones, lo estará haciendo por intuición.

· Video 205: En esta jugada se sanciona erróneamente con falta en defensa a un jugador que no realiza ninguna acción ilegal. El árbitro de cabeza no debe intervenir en estas situaciones de carga, puesto que en la mayor parte de las ocasiones sólo verá espaldas. Debe ser el árbitro de cola el que valore la acción y decida, dejando sólo para el árbitro de cabeza aquellas situaciones aún más cercanas a él y en las que esté suficientemente abierto para poder valorar la acción con ventana entre atacante y defensor.

· Video 189: En este tipo de jugadas donde se da una situación de juego de postes en R-5-6, pero donde el árbitro de cola no tiene ningún jugador por medio y su campo visual es perfecto, el árbitro de cabeza no debe romper al otro lado de la canasta. La acción puede ser perfectamente controlada por el árbitro de cola y el árbitro de cabeza debe de ser capaz de darse cuenta de ello, manteniendo el control sobre el resto de jugadores.

· Video 185: En esta situación el arbitro de cabeza sanciona un bloqueo claramente ilegal, pero desde una posición que no le permite ver con claridad el movimiento del atacante por lo que, al menos en parte, intuye. Esta es una jugada en la que el árbitro de cola debe ser el principal responsable de la valoración de ese bloqueo, teniéndose que situar algo más cerca del juego y buscando una mejor posición para tener la ventana.

· Video 176: El árbitro de cabeza interviene en una jugada en la que no puede hacerlo, ya que carece de ventana. Esta situación es responsabilidad única del árbitro de cola, que una vez que el atacante arranca hacia el centro de la zona, es el único con ventana para poder valorar la acción, ya que el árbitro de cabeza sólo tiene espaldas. Este es un ejemplo de un error que comete el árbitro por intervenir donde no le corresponde.

· Video 165: En este tipo de situaciones de 2x1 en R-6 el árbitro de cabeza debe romper al otro lado de la canasta para controlarlas. Si el árbitro de cabeza no corta, el árbitro de cola deberá aproximarse tanto como sea necesario para que esa situación quede totalmente controlada. En ningún caso este tipo de situaciones han de quedar sin control, debiendo realizar los árbitros los movimientos que sean necesarios para que así sea.

· Video 149: El árbitro de cabeza debe evitar sancionar en situaciones como la que se muestra en el vídeo, donde claramente la ventana la tiene el árbitro de cola, que es el que puede valorar correctamente la jugada y por tanto el responsable de la misma. Independientemente de que el árbitro de cabeza pueda acertar o no, valora la jugada viendo espaldas, o lo que es lo mismo, intuyendo.

· Video 79: El árbitro de cabeza decide intervenir en una situación que no le corresponde, ya que todos los posibles contactos que se puedan producir a la altura del aro, son responsabilidad del árbitro de cola. Además, esta situación se da en el lado contrario de la canasta respecto a la posición del árbitro de cabeza, lo que hace que todavía tenga peor posición para valorar la jugada.

· Video 74: El árbitro de cabeza parte de una posición correcta, a la altura del último defensor a su izquierda. Observa el juego y al ver que se va a producir una penetración por línea de fondo por su lado derecho, corta para poder valorar adecuadamente la jugada. Buen movimiento del árbitro de cabeza.

Desarrollo: (c) Federación Española de Baloncesto, 2007-2009
Contacto: clubdelarbitro@fbm.es
Aviso legal